El Expediente Vallecas, un auténtico poltergeist

Dentro del estudio de los poltergeist, si hay algo que tenemos más o menos claro, es que, este tipo de fenómenos no suele distinguir entre personas y lugares. Es decir, atacan indistintamente. Y eso, es algo que los hace extremadamente complicados de estudiar o analizar su veracidad. Sobre todo por su contexto. El ejemplo más claro, y casi único, de este tipo de suceso es el que pasó a denominarse: expediente Vallecas.

El origen

Todo comenzó en la barriada madrileña de Vallecas. Allí, al inicio de la década de los 90, concretamente en el año 1991, Estefanía Gutiérrez, hija de una familia humilde y trabajadora, comienza a coquetear con el mal llamado juego de la Ouija. Al inicio, hay que reconocer, nada parecía salirse de lo normal.

Sin embargo, con el paso de los días, la joven comenzó a cambiar, a mostrar quizás un carácter mucho más arisco que de costumbre según contaban sus familiares. Mentía e insultaba sin importarle los motivos a todos y cada uno de los miembros de su familia. Ellos, por supuesto, desconocían la afición de la adolescente y puede ser que lo atribuyesen a las señales típicas de la adolescencia, como puede ser la impotencia, renegar a ciertas y muchas cosas buenas y también malas.

Expediente Vallecas

Pero la tabla Ouija no es un pasatiempos. Es una afición que, semanas más tardes, le provocaría la muerte entre convulsiones y una serie de fenómenos muy extraños que fueron descritos posteriormente en el acta de los agentes de la autoridad que allí acudieron. Pero para no adelantarnos, vamos por pasos: la chica muere en extrañas circunstancias el 14 de Agosto de 1991 cuando entra al Hospital Gregorio Marañón en estado de coma profundo. Según el forense, la causa fue un paro cardiorespiratorio. Y esto, generalmente, en medicina al no poder atribuirse ninguna enfermedad, simplemente se catalogó como muerte súbita.

Comienzan los sucesos y fenómenos Poltergeist

Pero no acabó aquí la historia de esta vivienda anclada en pleno barrio obrero de Madrid. Y es que, fue a partir de ese momento cuando los golpes, los lamentos, la aparición y desaparición de sombras, la apertura de puertas y las voces comenzaron a aparecer. Una serie de fenómenos que tuvo su punto álgido cuando una foto de la familia comenzó a arder por sí sola, aun estando en el interior de un marco de cristal. El marco, permaneció intacto. Y lo mejor, es que se grabaron varias escena y existe material fotográfico. Unos pueden decir que está trucado, pero ahí queda la duda.

El miedo se apodera de la familia y los vecinos

Viendo como estaban las cosas, y que habían más hermanos dentro de esa casa, la familia se vio obligada a dar parte a las autoridades. Está claro que tenían demasiado miedo como para afrontar aquellos desconcertantes hechos ellos solos. Parecía una cosa imposible de creer, pero con la reciente muerte de Estefanía y lo extraño que fue todo, el miedo empezó a apoderarse de padres e hijos. Un miedo que, desde el punto de visto de psiquiatría, puede hacernos creer o ver cualquier cosa y aferrarnos a objetos, ideas o personas que pueden o no existir. Por eso, hay que ir con mucho cuidado para analizar esta situación y comprobar la verdad, que es lo queremos en definitiva, o al menos, respuestas claras.

Llega la policía pero no puede hacer nada

Dicho y hecho. Al poco tiempo de dar el aviso, una pareja de policías se personó el lugar para tratar de esclarecer la situación.

Sin embargo, y ante sus propios ojos, los policías pudieron ser testigos de cómo la puerta de la habitación de Estefanía se abría y se cerraba sola y cómo, esto fue lo más impactante de todo, un crucifijo que había en su habitación, invirtió su posición quedando cabeza abajo. Los más expertos en ciencias ocultas y fenómenos paranormales quizás asocien este tipo de sucesos a los exorcismos o algo demoníaco. A primera vista, son rasgos característicos. Hoy día, con un medidor de temperaturas, un infrarrojo u otro tipo de analizador del terreno y el ambiente podrían haber esclarecido el caso o acercarse más al misterio.

Expediente Vallecas

Los cuerpos de seguridad del estado, así como los agente locales del barrio, no solo no supieron que hacer sino que nunca más volvieron a ser los mismos. Todo quedó reflejado de manera oficial en el parte que esta pareja de agentes hizo. Unos agente que se habían topado con algo fuera de lo común, estremecedor y que no se alejaba de sus mentes. Se habían enfrentado, cara a cara, con el más allá.

Conclusiones sobre el caso Vallecas

En la actualidad, el caso Vallecas, a pesar de haber pasado más de 20 años, sigue siendo un misterio. Gracias a programas de televisión como Cuarto Milenio y las indagaciones de sus miembros, se han ido sonsacando algunos detalles y se ha podido recrear con un excelente vídeo lo que allí se vivió. Por ejemplo, se pudo comprobar que el acta existe y uno de los agentes acudió a televisión a certificar de nuevo  lo que allí sucedió. En cuanto a la familia, no quiso saber más nada del caso, pero no tienen problema en recordarlo y, como no, recordar a una Estefanía joven y alegre, que un día y por motivos extraños, acudió a un juego que no le devolvería nunca más la vida en este plano de la existencia.

El piso sigue allí dónde estaba pero ahora vive otra gente, y no han descrito cosas extrañas hasta la fecha. El expediente Vallecas, por tanto, sigue siendo uno de los misterios sin resolver más aclamados en España.